Las personas estamos diseñadas para movernos

54

La flexibilidad juega un papel importante en nuestro bienestar general;  puede tener repercusiones sobre nuestra salud, provocando dolores de cabeza, de cervicales, de espalda, etc. Un cuerpo flexible reduce las malas posturas, previenen lesiones, desgarros y esguinces, y reducen también las tendinitis.

Una de las diferencias fundamentales entre un cuerpo joven y un cuerpo envejecido es la flexibilidad de uno y la rigidez del otro.

Es más fácil poner excusas y decir que uno no es flexible que preguntarse qué puede hacer para obtener  flexibilidad y ponerlo en práctica; y poco a poco,  se convierte en mucho.

Quiénes deben realizar ejercicios de flexibilidad

Todos sin excepción, estirarse es bueno para cualquier persona sin importar la edad o actividad a la que se dedique, relaja la mente y prepara el cuerpo para la actividad.

Si te propones transitar la vida para poder cumplir y alcanzar todo lo que te propongas, la flexibilidad debe acompañarte y el estiramiento es la puerta de entrada para lograrlo.

Un oficinista, difícilmente pueda obtener una total satisfacción laboral, si sus brazos, cuello y cintura  se encuentran rígidos, los músculos  duros, se generan contracturas y dolores de diversa intensidad.

Un  empresario que debe generar ideas, tomar decisiones, promover y consolidar proyectos, un cuerpo rígido seguramente lo dificultará para tener la suficiente claridad en estas acciones a tomar

Si creemos que estos dolores se irán con una pastilla, con la inmediatez estaremos lejos de una buena calidad de vida.

Por lo tanto la falta estiramiento en todos los órdenes de la vida nos predispone a sufrir lesiones y a deteriorarnos paulatinamente, haciendo más lenta nuestra posibilidad de recuperación, tornándonos mas y mas difícil ponernos en movimiento.

Reducir la rigidez

Fisiológicamente en el estiramiento  y en la flexibilidad, existe un mecanismo de acción conjunta, una va de la mano con la otra y en este acto se ponen en acción mecanoreceptores musculares, que son como alertas que nuestros músculos poseen y liberando neurotransmisores químicos los músculos activan sus fibras musculares, mejorando su capacidad reactiva, léase reacción al estimulo lo que acrecienta su velocidad, reduce notablemente la posibilidad de lesionarse mejorando la performance  de rendimiento.

Por otra parte reducir la rigidez general, mejora el funcionamiento orgánico general, por lo tanto las diferentes funciones se llevan a cabo de manera relajada, y  el descanso se torna cada vez más recuperativo, reduciendo el stress gral.

 Los estiramientos son parte del entrenamiento del deportista

Para el deportista, lo óptimo es realizar ejercicios de estiramiento antes y después de la práctica. Al inicio,  es porque básicamente va a empezar su actividad con un cuerpo en alerta lo que favorece la capacidad reactiva al ejercicio, al finalizar es porque en el estirar, acelera la eliminación del acido láctico (que es el producto de residuo de la actividad física), lo que hace que el mismo no quede en los músculos, no los torne rígidos, por lo que reducirá la posibilidad de calambres y mejorar su recuperación.

Qué beneficios  aporta?

  • Reduce las posibilidades de lesiones
  • Reduce los calambres
  • Evita la sobrecarga articular
  • Disminuye la presencia de acido láctico muscular
  • Disminuye los dolores musculares
  • Mejora la postura corporal
  • Mejora el gesto deportivo
  • Mejora el sueño
  • Reduce el stress
  • Mejora el funcionamiento de los diferentes sistemas orgánicos
  • Menos tiempos de recuperación, post ejercicio.

Para el running, cuales son los ejercicios más adecuados?

Lo que es común para todos los deportes son los beneficios que los estiramientos/flexibilidad producen, pero cada deportista tiene especial cuidado de estirar aquellos músculos que más tendrán posibilidad de usarse para su entrenamiento.

En el caso del running, será de vital importancia aquellos estiramientos de ambos MMII (Miembros inferiores): isquios, cuádriceps, sóleo, aductores, peroneos, tibiales, Psoas, como así también la espalda baja, cuellos y brazos.

Es importante antes de los estiramientos al finalizar la actividad física, bajar la intensidad del trabajo muscular, es decir primero bajar lentamente la intensidad de movimiento y luego si a estirar.

Prestar atención a  la respiración

Así como la hidratación adecuada, la respiración permite adecuadamente, reducir la frecuencia cardíaca, mejorando los volúmenes de sangre, y permitiendo un buen flujo aéreo que nos concentrará en el movimiento, para que no hagamos movimientos erróneos y nos relajará llevando a cada parte de nuestro cuerpo el combustible ideal para andar.

Después de estirar, relajado, enfocarse en un fluir de entrada y salida  de aire, llenar los pulmones, sacar el aire lentamente, y sentir esa sensación de paz y de satisfacción de saber que hoy uno se ha ocupado de su salud.

5