Psicoterapia y acupuntura son eficaces para el tratamiento del insomnio

8

La psicoterapia y la acupuntura son eficaces para el tratamiento del insomnio en sobrevivientes de cáncer

Un nuevo estudio muestra que la terapia conductual cognitiva y la acupuntura ayudan a tratar el insomnio en los sobrevivientes de cáncer.

Los problemas de sueño pueden ocasionar cansancio, baja energía, mala concentración e irritabilidad, así como empeorar otros efectos secundarios relacionados con el cáncer, como el dolor y la ansiedad. El insomnio leve incluye tener problemas para dormirse o despertarse algunas veces durante la noche. El insomnio moderado a grave incluye dar vueltas en la cama, dormir poco y tener un mal desempeño al día siguiente.

En este estudio, 160 sobrevivientes de cáncer con insomnio recibieron terapia conductual cognitiva o acupuntura durante 8 semanas. El tipo de terapia conductual cognitiva utilizada en este estudio es un tipo reciente que aborda específicamente el insomnio. Se centra en los cambios de emociones, conductas y pensamientos relacionados con el sueño para mejorar la calidad y profundidad del sueño. Las sesiones de acupuntura incluyeron el uso de agujas muy pequeñas en puntos específicos del cuerpo que han demostrado influir en el sueño.

Los participantes del estudio incluyeron personas que se habían sometido a un tratamiento exitoso del cáncer, incluido cáncer de mama, cáncer de próstata, cáncer de cabeza y cuello y cánceres de sangre. Algunos participantes habían recibido tratamiento para más de 1 tipo de cáncer. El tiempo promedio desde su diagnóstico de cáncer era de aproximadamente 6 años. Ninguno de los participantes seguía recibiendo tratamiento para el cáncer.

Los investigadores usaron el índice de gravedad del insomnio para medir la gravedad del insomnio de cada persona en una escala de 0 a 28. Después de 8 semanas, el puntaje de insomnio promedio era de casi 11 puntos menos para las personas que recibieron la terapia conductual cognitiva, en comparación con un poco más de 8 puntos para aquellas que recibieron acupuntura.

Ambos tratamientos dieron resultados de mejor salud física y mental, pero la terapia conductual cognitiva fue significativamente más eficaz para tratar el insomnio leve que la acupuntura.

El insomnio leve mejoró en el 85 % de las personas que recibieron una terapia conductual cognitiva, en comparación con el 18 % de las que recibieron acupuntura. El insomnio moderado a grave mejoró en el 75 % de las personas que recibieron una terapia conductual cognitiva, en comparación con el 66 % de las que recibieron acupuntura. Los investigadores también midieron el insomnio de los sobrevivientes 20 semanas después de comenzar el estudio y hallaron que la mejora en el insomnio continuaba para todos los participantes.

¿Qué significa esto? La terapia conductual cognitiva y la acupuntura pueden ser buenas opciones para el tratamiento del insomnio según la gravedad. Hable siempre con su médico sobre la opción de tratamiento más adecuada para su caso.

Prof Dr Adrian Pablo Huñis
Especialista Recertificado en Oncología (AAOC; AMA; ANM)
Docente Adscripto de Medicina Interna (UBA)
Director de la Carrera de Médico Especialista en Oncología (UBA)
Profesor Titular de Oncología (Universidad Maimónides)
5