Optofarmacología y Cáncer

45

Las moléculas biológicas  que actúan de forma natural en los seres vivos son muy precisas, actuando de forma localizada, a dosis reguladas y duración definida.

Los fármacos de los que disponemos en la actualidad, tienen una distribución lenta e imprecisa, con falta de especificidad espacial o temporal en el organismo y dificultad en el ajuste de la dosis, entre otros. Estas carencias son las que intenta suplir la optofarmacología, técnica que se basa en el uso de la luz para controlar la actividad de los medicamentos. 

La optofarmacología es una disciplina emergente de la farmacología que consiste en aplicar luz sobre un fármaco fotosensible para optimizar su respuesta fotoquímica y fotofísica, así como también sus propiedades terapéuticas.

Cabe destacar dos investigaciones que se han llevado adelante mediante el uso de esta novedosa técnica.

La primera en Julio de 2015, el grupo de investigación dirigido por el bioquímico Oliver Thorn-Seshold, de la Universidad de Múnich (Alemania), publicó un estudio en la revista Cell en el que se explica el desarrollo de una técnica que permite modificar las moléculas anticancerosas para que funcionen solamente bajo la presencia de luz. Esta estrategia presenta un gran potencial para reducir los efectos secundarios que sufren millones de personas en tratamiento quimioterápico.

 

La segunda  se ha llevado a cabo un estudio en el que se explica el desarrollo del primer fotofármaco activado por luz para tratar el dolor. Este trabajo está dirigido por el profesor Francisco Ciruela, de la Facultad de Medicina y Ciencias de la Salud de la Universidad de Barcelona, el Instituto de Neurociencias de la UB y el Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (IDIBELL), y Amadeu Llebaria, del Grupo de Química Médica y Síntesis (MCS) del Instituto de Química Avanzada de Cataluña (IQAC-CSIC).

 

Hasta el momento esta estudiado en modelos sobre animales.

La optofarmacología aplicada a nuevos medicamentos experimentales puede considerarse ciencia de vanguardia para tratamientos quimioterápicos y del dolor. No obstante, hay que destacar de nuevo la limitación de esta técnica en cualquiera de los campos de la ciencia en los que se está investigando.

Dra. Melisa Huñis
Especialista en Oncología
Médica del Servicio de Oncología del Hospital de San Isidro (Buenos Aires)
Coordinadora Médica del COBA
Prof. Adjunta de Oncología, Cátedra de Oncología de la U. Maimónides

5